El procedimiento se llevó a cabo en 44 minutos, sólo requirió anestesia local y la recuperación del paciente no necesitó más de 24 hrs. Es un marcapasos modelo MICRA y fue creado por Medtronic, mide solo 2,5 cm, pesa menos de 2 gramos, no cuenta con electrodos, y es la primera vez que se instala en un corazón.

En el Hospital San José de Santiago se llevó a cabo el primer implante del marcapasos más pequeño del mundo. El procedimiento fue llevado a cabo por el Dr. Marrero, quién se preparó en Estados Unidos, en el Centro de Entrenamiento de Medtronic: la marca creadora del marcapasos.

Al no contar con cables, este dispositivo minimiza las posibilidades de que este se exteriorice (decúbito) como también de contraer infecciones, gracias a esto es posible entregar un mejor proceso de recuperación al paciente puesto que se reduce la necesidad de realizar una nueva intervención. Así el procedimiento pasa a ser menos complejo, permitiendo que se disminuyan costos y tiempos, tanto para el paciente como para el hospital.

MICRA cuenta con una batería que dura aproximadamente 10 años. Actualmente son 10mil personas de 40 países distintos las que disfrutan de los beneficios del marcapasos más pequeño del mundo, ahora Chile se suma siendo el primer país de Latinoamérica en entregar este beneficio a las personas que sufren de insuficiencia cardiaca.

José Miguel Puccio, Director del Hospital San José declaró luego de la intervención “Es un orgullo como hospital realizar este procedimiento que nos ubica como pioneros en Latino América, siendo, además, una institución pública, lo que da cuenta del excelente nivel de profesionales y equipos que aquí se desempeñan”.